Legado Cisneros


Alcalá de Henares, la antigua Complutum romana, debe su gloria y esplendor principalmente al Cardenal Cisneros, que quiso fundar aquí su Universidad –cuna de sabios y santos– y que obtuvo para la Colegiata de los Santos Niños el título de “Magistral”. También fue fundación suya el Convento de Clarisas de San Juan de la Penitencia, con el colegio de doncellas anexo.

La fundación de la Universidad de Alcalá es una de las grandes obras realizadas por Cisneros. Consciente de la necesidad de un nuevo centro universitario en el ámbito de la sede toledana para la reforma del clero secular y religioso y para la formación de las futuras clases dirigentes de la monarquía católica, Cisneros se entregó en cuerpo y alma al diseño, realización y dotación del Colegio Mayor de San Ildefonso y los Colegios Menores a él vinculados.

La historia de la Catedral Magistral de Alcalá de Henares hunde sus raíces en los comienzos del siglo IV, cuando dos niños hispano-romanos, Justo y Pastor, fueron decapitados por orden de Daciano, pretor encargado de aplicar en España el edicto de persecución del emperador Diocleciano. En el siglo V el obispo toledano Asturio mandó edificar sobre el lugar de su sepultura, en el llamado “campo laudable”, un primitivo lugar de culto, un “martyrium”. En los siglos siguientes se sucedieron las edificaciones religiosas sobre el lugar que custodiaba la memoria y los restos de los Santos Niños Justo y Pastor. La iglesia del arzobispo Jiménez de Rada y la Colegiata del arzobispo Carrillo de Acuña son los precedentes del nuevo templo mandado edificar por el cardenal Cisneros a finales del siglo XV. En 1515, según afirma el biógrafo de Cisneros fray Pedro Quintanilla, parecía estar acabada toda la fábrica de la Iglesia Magistral de Alcalá, con claustro, sacristía, capítulo, retablo, coro, sillas, vidrieras y rejas, aunque después de esta fecha continuasen otros trabajos.

En Alcalá de Henares Cisneros fundó también un Convento de San Juan de la Penitencia, de religiosas franciscanas, hoy habitado por clarisas, conocidas popularmente como “Juana”. El Convento tenía asociado un Colegio de Doncellas. Por carta donación otorgada en Alcalá, ante Gregorio Fernández y otros testigos, Cisneros dotó al Monasterio de San Juan de la Penitencia, Colegio de Doncellas y Hospital de Santa Isabel, de rentas y posesiones para su mantenimiento.


Dinos que necesitas, estaremos encantados de ayudarte

Formulario de contacto

10+7 =

Quienes somos | Términos y uso de la web | Condiciones Generales de Reserva | Política de cookies | Política de Privacidad | ContactoDonosti Receptivo S.L. / Agencia de viajes, con licencia: CIE 2221 / Astigarragako Bidea 2, 5ª Plta 2º drcha, CP 20180 Oiartzun (Gipuzkoa)Pago seguro. admite tarjetas,visa, mastercard, visa electron, 4b